• La Coope Agua de Oro, El Manzano y Villa Cerro Azul
  • coopadoro@agoro.com.ar
  • La Coope
  • Entre Todos Saldremos Adelante

ENTRE TODOS SALDREMOS ADELANTE

  • Septiembre 2020

Y

a han pasado más de 170 días de cuarentena desde aquel viernes 20 de marzo en que el decreto de necesidad y urgencia n° 297 establecía el “aislamiento social, preventivo y obligatorio" en todo el territorio nacional.

Una situación inédita nos planteaba miles de interrogantes como individuos y como sociedad, en esta coyuntura de pandemia, cuarentena e incertidumbres, fuimos aprendiendo sobre el virus que nos azotaba (aún lo hace), sobre cómo cuidarnos y como cuidar a los otros, sobretodo a las personas mayores que son las que más sufren las consecuencias del covid-19.

Nuestra Cooperativa, como todas las instituciones, tuvo que adaptarse a la nueva situación, organizar nuevas formas de trabajo, buscar estrategias para implementar el home office de un día para el otro, adelantarse a los consumos de internet que se preveían y estar preparados para brindar más Megabite, ayudar a los socios con las gestiones electrónicas de descargas de facturas, y pagos por transferencias bancarias.

¿CÓMO TRABAJA LA COOPERATIVA EN ESTOS MOMENTOS?

Natalia, empleada administrativa de la Cooperativa, cuenta que “lo que hicimos el primer día en que comenzó la cuarentena fue reunirnos en la Cooperativa para organizar el trabajo; los jefes de las áreas técnicas (agua, energía, telefonía e internet) organizaron cuadrillas, implementando un sistema de turnos para evitar el contacto, cada uno tiene sus elementos de protección: barbijos, guantes, alcohol, que llevan siempre en los vehículos. Además, se ha implementado un protocolo para el ingreso a las casas de los socios que lo requieran, en las cuales se ingresa sólo si es necesario, y siempre manteniendo las distancias y utilizando los elementos de protección.”

Desde el inicio de la cuarentena el personal del Área Administrativa comenzó a trabajar desde su casa de manera virtual. Flavia detalla que “mediante una aplicación podemos trabajar de manera remota cada una en su casa, nos hemos organizado con los horarios para que no se colapse la aplicación. Estamos más conectadas más comunicadas, usamos Whatsapp, Messenger, estamos disponibles prácticamente las 24 hs para consultas entre nosotras y para los mismos socios”.

Por su parte Yanet opina que “se pudo seguir avanzando, nos trajimos trabajo cada una a su casa; nos ayudamos, nos estamos poniendo al día con otras tareas. El sistema que hemos podido implementar me parece muy bueno porque cada una maneja sus tiempos, sus horarios, se avanza más, nadie te interrumpe; nos mantenemos constantemente comunicadas entre nosotros y al tanto de toda la información”.

En cuanto a los socios, Paula nos cuenta que “algunos entendieron la situación, otros estaban enojados porque la Coope había cerrado sus puertas y no lo entendían, es como si acá viviéramos en un mundo aparte.” Y asegura que “nuestro espíritu siempre es atender al socio, que el socio no se quedara sin ningún servicio; puede ser que con un poco más de demora pero hemos tratado de cubrir y estar presentes ante cada necesidad”.

Al principio uno de los inconvenientes más grandes que nos planteaban los vecinos, era cómo realizar el pago de los servicios de manera virtual, Flavia recuerda que había muchas dudas en cómo pagar, muchos desconocían cómo operar con su propio banco a través del home banking, pero hubo mucha gente “predispuesta a pagar, a escuchar e incluso a aprender cómo hacer el pago, está bueno recibir por parte de los socios esa buena onda… vamos poniéndole ganas, más allá de la pandemia esta bueno como experiencia para el equipo.”

Finalmente, podemos decir que actualmente se incrementó el número de socios que descarga la factura desde nuestra web o solicita por whatsapp o mail que se la enviemos. También aumentó el número de socios que realizan pagos electrónicos: los pagos a través de transferencias y depósitos bancarios crecieron un 383 % en comparación con el mismo mes del año pasado, y los pagos on line (Pago mis cuentas, Home banking, Pago Fácil) crecieron un 147%.

ABRIMOS LA COOPE

Cuando los Gobiernos Nacional, Provincial y Municipal comenzaron a flexibilizar la cuarentena, decidimos que era momento de abrir las puertas de nuestra institución, evaluando cuáles eran las necesidades que nos planteaban los socios. Así, en abril comenzamos con la atención de cajas, solicitando a nuestros socios que asistan sólo los días que corresponden según la terminación de su DNI, para evitar largas colas u aglomeración en nuestra sede, y finalmente en junio abrimos la Mesa de Entrada con “turnos programados, la gente viene con los papeles para hacerse socios, damos nuevas altas al servicio de internet, otros realizan reclamos, la verdad es que se trabajaba muy bien con la gente, uno ya va preparado con la información necesaria para atender a la persona con el turno programado. También estamos trabajando mucho desde casa por medio de internet, brindado la información que los socios solicitan, la verdad es que pudimos resolver todo de manera positiva, estamos con muchas ganas de seguir trabajando y de seguir cumpliendo”, afirma Carina, de Mesa de Entrada.

LA COOPERATIVA GARANTIZA LOS SERVICIOS BÁSICOS

La Cooperativa brinda servicios que son esenciales, agua, energía, telefonía e internet, por lo tanto, el área técnica no tuvo descanso, por el contrario, los trabajadores estuvieron muy atentos a las demandas y necesidades de la población, pudiendo garantizar los servicios. Al comienzo de la cuarentena se organizó una guardia para cada uno de los servicios; se conformaron equipos de trabajo sólo con las personas que no fueran de riesgo por la edad o por patologías previas, finalmente se reforzaron todas las medidas de seguridad que demanda la pandemia, respetando los protocolos vigentes.

Sebastián, del área de energía, nos cuenta que a pesar de la cuarentena, “seguimos trabajando, manteniendo las guardias que garantizara un servicio de calidad, también realizamos mantenimientos en las líneas; nos movemos siempre de a dos personas por vehículo y respetamos lo que nos indica el protocolo, es decir tapabocas, alcohol, distancia, la ventaja de nuestro servicio es que no tenemos que ingresar a las viviendas, el contacto que tenemos con los socios es mínimo.”

Y asegura que en esta situación “la organización siempre es fundamental, hasta el mínimo detalle, porque tenemos que conjugar esta nueva forma de trabajo con los objetivos que nos proponemos, por ejemplo todos los años realizamos la limpieza de casi 100 km de líneas eléctricas.”

Todas las áreas técnicas, debieron reorganizarse, “lo que quiero rescatar es la disposición de los empleados que están en la calle porque ellos están al pie del cañón aún con los riesgos que esto conlleva, pero trabajando con los elementos de seguridad y a conciencia para mantener el servicio esencial”, cuenta Natalia.

Paula agrega que “lo más destacable es el equipo de trabajo de la Cooperativa, esa gente que se pone la camiseta, sale a la calle y no le importa ni donde va; un equipo que con miedo y respeto sale a dar lo mejor de cada uno.”

CAMBIOS EN EL USO DE INTERNET

Jorge, del área de telefonía e internet, relata que “han aumentado significativamente los pedidos de servicio de internet en casas familiares, para que los chicos hagan las tareas y para que los padres puedan trabajar desde la casa”.

Otro cambio notorio es que “antes teníamos pocos usuarios que consumían grandes cantidades de Mb., como por ejemplo las instituciones y escuelas; y ahora pasaron a ser los domicilios particulares quienes consumen muchos datos, cada persona que trabajaba en alguna de estas instituciones, ahora lo hace desde su casa.”

Otro cambio notorio es el aumento en “tráfico de datos de subida”. Antes de la cuarentena, la mayoría de nuestros socios consumía más “tráfico de bajada”, es decir descarga de aplicaciones, de videos, de fotos, de documentos. Pero hoy aumentó también el tráfico de subida que es con el que uno envía datos. Tenemos incluso dos o tres lugares que arman sus shows artísticos y los suben a diferentes plataformas desde nuestro sistema”, asegura Jorge.

La Cooperativa, previendo lo que podía suceder, se adelantó a la demanda de Mb. de nuestros usuarios y el 1 de marzo se compraron un 25% más de los Mb. Que consumíamos habitualmente, y el 1 de abril otro 25%, esto nos permitió estar preparados para la mayor demanda de internet sin bajar la calidad.

Jorge advierte que “creció la cantidad de megas de promedio que consumía una casa familiar, y los usuarios solicitan cada vez más megas, ahí es donde se ve la calidad de nuestro servicio, es un servicio que no tiene perdida y para un teletrabajador es muy importante.”

AUMENTÓ LA MOROSIDAD

El DNU N°311/2020 estableció la prohibición de cortar o suspender los servicios básicos en caso de falta de pago de hasta 3 facturas, con vencimiento desde el 1 de marzo del 2020. La norma no exime a nadie del pago de los servicios, sólo permite contar con el servicio a pesar de la deuda, y establece que luego se deberán crear planes con facilidades de pago para cancelar la deuda generada. Además, la medida no abarca a todos los usuarios, sino que es el ERSeP quien elabora el padrón de beneficiarios.

Los servicios básicos se brindan a todos a pesar de que muchos de los socios no podían cumplir con el pago de los mismos. Todos saben que la Cooperativa debe pagar a sus proveedores la cantidad de Kw y Mb que todos consumimos, y pudimos hacerlo aunque la morosidad ha aumentado mucho en estos meses de pandemia. Es una situación comprensible, la falta de empleo formal se ve reflejada en estos casos, sin embargo, también es cierto que la situación se complica igualmente para nuestra institución.

Editorial
Editorial
Editorial
Editorial

Te gustó la nota? Compartila: